sábado, 5 de enero de 2008

Biografías de moda : la vida de Coco Chanel




Si de elegancia se trata, nada más sugerente que la palabra Coco Chanel, mujer de vanguardia,creadora de la moda.Se codeó con grandes artistas, escritores y artistas contemporáneos como: Ígor Stravinski, el ruso Diaghilev, Goerge Bernard Shaw y Jean Cocteau. Todos vieron en ella a una de las pioneras del feminismo, dispuesta a romper fórmulas y esquemas. Stravinski se enamoró perdidamente de ella, pero sólo tuvo que conformarse con ser su amigo, fue este quien le presentó al conde Dimitri de Rusia, con quien tuvo un apasionado romance.

Observadora innata, la estricta moda aplicada sobre las mujeres -que usaban grandes sombreros cargados de pieles de animales y flores, corsé y recargados diseños- la hizo desplegar toda su imaginería hasta convertirse en una de las grandes diseñadoras del S XX, tan trascendental como Christian Dior y otros grandes que la siguieron. Coco eliminó la moda Rococó que imperaba, diseñando prendas muy sencillas, muy cómodas, de líneas rectas, pero con un toque de alta distinción, la moda fue rápidamente adoptada por el encumbrado público parisino. Su frase más célebre fue: "Todo lo que es moda pasa de moda".

Creó clásicos de la moda. Por mencionar algunas de sus aportaciones, quién puede olvidar el Chanel "suit", el vestidito negro ("little black dress"), el suéter con cuello de tortuga, los sacos, las gabardinas y las chaquetas ("french coat") que antes eran sólo para hombres.
Es de admirar que en una sociedad como la de París, en donde se veía a las mujeres de la aristocracia lucir sus finísimas joyas, Coco Chanel revolucionara la moda con una increíble colección de joyería de fantasía.
Las famosas tiras de perlas alrededor del cuello, los cintos de cadena, los aretes y las pulseras de aleaciones de distintos metales que sustituyeron al oro, siguen adornando a las mujeres de este siglo.
Sin olvidar las bolsas acolchadas o "quilted" que marcaron un sello clásico que no sólo dejó huella sino que hoy por hoy sigue siendo un signo de elegancia y distinción.
El juego y la combinación de los colores clásicos, tanto el beige como el blanco y el negro, caracterizaron sus colecciones de ropa. El coordinado se veía tanto en vestidos de noche como en trajes sastres. Y precisamente en éstos marcó otro de sus grandes sellos: los puños y el cuello blancos.
Gracias al buen gusto que tenía Coco para la mezcla de tonalidades, llegó a vestir literalmente a la mujer de los pies a la cabeza, dejándonos una gran herencia clásica en los zapatos de dos tonos con traba y el talón casi desnudo.
La Casa Chanel dio un paso impresionante cuando llegó a Norteamérica en 1981 con su colección de accesorios.
En los años 20 Coco lanzó su primer acierto: Chanel No. 5. Hoy, casi a finales de siglo, esta fragancia sigue siendo una de las favoritas en el mundo.

Durante los 30, Chanel introdujo una pequeña línea de cosméticos que incluía labial, rubor y polvo traslúcido. Con estos productos se solidificó su presencia en el mundo del maquillaje y su reputación creció como la creadora de un "look" total.
Coco Chanel no interrumpió en toda su vida su trabajo creativo. Siguió innovando hasta dejar una extraordinaria influencia en el mundo de la moda.

Adriana Paoletta

1 comentario:

susu dijo...

Muy linda nota sobre coco chanel. me encantan las biografías... gracias